Contacta con nosotros

Homilia. II DOMINGO DE CUARESMA

(Gn 15, 5-12. 17-18 / Sal 26 / Flp 3, 17 – 4, 1 / Lc 9, 28-36)

¿Quién es Jesús para mí? ¿Creo plenamente que él es Hijo de Dios? En el Evangelio que leemos hoy se nos presenta el momento de la Transfiguración del Señor y como el Padre nos pide escucharlo.

Y es que a Jesucristo se le debe escuchar, aceptar y amar, buscar en lo posible ser sus imitadores, él es la mayor muestra de amor del Padre. “Tanto amo Dios al mundo…”

¿Vivimos como ciudadanos del cielo, o como ciudadanos de donde? Pablo advierte que debemos comportarnos como ciudadanos del cielo, esa es nuestra ciudad, nuestro destino en este peregrinar.

Si Dios esta de nuestro lado y es nuestra defensa ¿qué podemos temer?

Dios hizo una alianza con Abram de la cual todos gozamos. El paso de Dios solamente en medio de los animales que partió Abram, nos habla de una actividad jurídica muy común, en la cual ambos lados de un contrato pasaban en medio del animal dividido y decían: “que me pase igual si no cumplo lo pactado”

Dios cumplió su parte, él sólo pasó y nosotros no cumplimos el pacto, en la cruz podemos ver el cumplimiento de su parte. ¿Cómo poder seguir viviendo como enemigo de la cruz de Cristo? Fue por cumplir su palabra y por infinito amor.

(JLSS)

Acerca del autor

Deja un comentario

*

captcha *